Archivoabril 2019

1
En marcha por el cambio
2
Profetas de nuestro tiempo
3
Vida en abundancia
4
“Llegar allí es llegar a casa”

En marcha por el cambio

El domingo pasado sonó el timbre. Un timbre que llamaba a los alumnos del colegio marista de Valencia a celebrar, un año más, la marcha SED. ¿Día especial? Sin duda. Sobre todo, cuando toda la energía de la semana; charlas, encuentros, meriendas solidarias… se concentraban en una jornada llena de ilusión, alegría compartida, compañerismo y mucha, mucha solidaridad.

A las 10:00 horas se dio el pistoletazo de salida para que toda la comunidad educativa marista de Valencia se uniera por una misma causa: dar visibilidad por el cauce del antiguo río Turia de que somos Maristas, somos SED y, por lo tanto, somos punto de encuentro y de FRATERNIDAD.

Leer Más

Profetas de nuestro tiempo

Paro. Me detengo. Abro los ojos y estoy en un lugar donde el Evangelio se hace literal para decirme que no hace falta llevarse bastón, ni alforja, ni pan, ni dinero para encontrarme con mi hermano, porque cuando estoy en un lugar donde se respira a Dios desde que me levanto hasta que me acuesto no me hace falta nada más para ser auténtica, para ser feliz. Cuando vives continuamente en esa presencia de Dios, llegas a contemplarlo en todo lo que te rodea, desde la inmensidad de la naturaleza, los abrazos de los niños, la ternura de los Hermanos, las conversaciones con las familias y hasta en el silencio.
La Fe es un don, pero la disposición a la Fe es personal. Es esa disposición la que nos abre el corazón para encontrarnos con Dios en los pobres, desde la sencillez y la humildad, quitando los aires de prepotencia y propiciando una relación de horizontalidad. Porque os aseguro que ellos tienen mucho más que enseñarnos de lo que nosotros podemos llegar a aportar.

Leer Más

Vida en abundancia

(Más allá del titular…)

Estos días Mozambique ocupa múltiples portadas de prensa y abre los telediarios internacionales. El ciclón Idai ha pasado con fuerza derribando a su paso puentes, postes eléctricos y carreteras e inundando barrios enteros en la zona central del país, llevándose tras de sí demasiadas vidas e ilusiones. Las noticias se diluirán con rapidez efervescente hasta la próxima catástrofe natural, o quizás el huracán mediático pose sus ojos sobre la violencia en algún país de América Central. Millones de personas lo observarán entre el ajetreo de sus rutinas a través de una pantalla a miles de kilómetros y con pena e impotencia continuarán sus quehaceres diarios.

Hace un mes y medio aterricé en el aeropuerto de Maputo, dispuesto a compartir una experiencia de voluntariado en Mozambique con los Hermanos Maristas en el Sur del país, en la villa de ManhiÇa. Quería ir más allá de la noticia, de la catástrofe, de los estereotipos africanos y participar de su día a día; conversar con la gente, caminar con ellos…

Leer Más

“Llegar allí es llegar a casa”

Escribir todo lo vivido en un mes y medio es imposible. Han sido muchas risas, momentos, charlas con mamás, familias, jóvenes, inquietudes sobre su futuro, su realidad; una realidad que a veces es difícil de procesar pero en las que siempre esas familias sacan la fuerza para tirar hacia delante y es que no se puede decir de otra forma, son imagen de esfuerzo y constancia.

Llegar allí, es llegar a casa, porque siempre te reciben con una gran sonrisa y con ganas de que estemos más y más tiempo, pero a veces eso es lo que pasa, que no tenemos tiempo.

Leer Más

Copyright © 2014. Todos los derechos reservados. Desarrollo web: www.startidea.es